lunes, 14 de enero de 2019

Comentarios sobre el reglamento de competiciones para 2019

Hace un año (y tres días, para ser exactos) publicaba una entrada en este blog con mis comentarios sobre la revisión para el 2018 del Reglamento de Competiciones de Marcha Nórdica de la Federación Española de Deportes de Montaña y Escalada (FEDME), comentarios 2018.  Hoy debería hablar aquí de la edición de este año Reglamento 2019, pero los cambios son tan pocos que no cansaré al desprevenido lector con una reedición de la mencionada entrada. Tampoco mi desilusión con las competiciones de marcha nórdica (quizá puse demasiadas expectativas en ellas) me invita a hablar del tema.  Pero por respeto a los principios de este blog, de informar sobre lo que pasa en nuestro deporte, haré unos breves comentarios, remitiendo a los que quieran saber más al enlace del año pasado.

Aunque la nueva versión ha atendido (¡por fin!) mi reiterada queja y ha desaparecido la improcedente referencia al trote y a la marcha atlética, éste y la introducción de una alternativa al bucle de penalización (stop and go) son prácticamente los únicos avances reseñables en esta edición, que sigue adoleciendo de indefiniciones impropias de cualquier reglamento que se precie, tales como "flexión excesiva de la cadera" (?!), "itinerario adecuado para la práctica de la MN con buena técnica" (?!), y otras lindezas.  Un reglamento tiene que establecer parámetros mesurables, no vaguedades que cada árbitro pueda interpretar cómo quiera.

Para mí, el mayor problema de este reglamento sigue siendo que continuamos manteniendo la posibilidad de que la apreciación de un sólo árbitro (con la dificultad que tiene el enjuiciamiento técnico de la marcha nórdica) pueda descalificar a un competidor. Como he dicho en reiteradas ocasiones, si el árbitro es sensato, abrumado por esta responsabilidad, casi nunca penalizará; si no lo es, que Dios nos coja confesados.

Seguimos empeñados en no querer aprender de quienes llevan un siglo en estos menesteres de enjuiciar técnicamente la marcha. A pesar de que arbitrar marcha atlética es bastante más fácil que arbitrar marcha nórdica (ver los dos pies en el aire es infinitamente más factible que ver los dos bastones en el aire), en las competiciones de marcha atlética se necesita el criterio de tres árbitros distintos, que no se comunican entre sí, para sancionar a un competidor.


Quizá sea esta incomprensible tozudez, y la consecuente sensación de indefensión del competidor ante la continua aplicación injusta, parcial y tendenciosa de un reglamento poco claro, lo que ha hecho que la competición no haya atraído al público joven que esperábamos, ni a la cantidad de competidores que augurábamos.  Seguimos en el rango de los 150 competidores, con medias de edad próximas a los 50 años, como antes del primer reglamento de la FEDME. 

 
...O a lo mejor es, simplemente, que la mayoría de los que hemos llegado a este deporte atraídos por sus bondades, nos hemos dado cuenta de que las competiciones, como "las rondas, no son buenas, que hacen daño, que dan penas, que se acaba por llorar." (Agustín Lara)


...muy al contrario de lo que te pasará si sacas los bastones del paragüero cada día.

viernes, 11 de enero de 2019

Escucha a tu cuerpo

Seguro que muchos habréis recibido este año un precioso pulsómetro, o incluso uno de esos carísimos ingenios que te dicen las calorías que has gastado, la fecha de tu próximo ictus y hasta el número de pie de la primera novia que tuviste.  Ya lo decía Plauto, 200 años antes de Cristo: Homo homini lupus, o lo que es lo mismo, lo que inventa el hombre para sacarle las perras a sus semejantes, no tiene parangón, ni límites en la época de parafernalia tecno-informática que nos ha tocado vivir.

Para mí, los Reyes Magos habrían estado mucho más acertados si en lugar de tan sofisticados artilugios, hubieran repartido más dosis de sensatez entre su clientela.  Pero claro, la sensatez es materia crítica y mucho más cara y difícil de encontrar que el más caro y complicado de los aparatos electrónicos que menciono en el párrafo anterior.

Cierto que cada quién es muy libre de gastarse sus dineros como le plazca.  ¡Faltaría más! Pero yo no puedo remediar, y también es mi privilegio, comentar a quién me encuentro haciendo deporte pendiente de uno de estos aparatos, que más le valdría prestar atención a las señales que le manda su cuerpo.

Tu cuerpo no necesita aparatos ni intermediarios para hablarte.  ¡Eso sí, de nada sirve hablar si el interlocutor no escucha!  Tu cuerpo tiene dos sistemas de aviso que funcionan mucho mejor que cualquier engendro tecnológico para advertirte de que te estás pasando:  el cansancio y el dolor.

El cansancio es la manera que utiliza tu cuerpo para decirte  que estás haciendo más de lo que debes; que él no está preparado para la cantidad o la intensidad del esfuerzo que estás realizando.  Deberías, por tanto, rebajar alguno de estos parámetros en tu actividad física y revisar la duración o la vehemencia de tus sesiones deportivas.

El dolor es la forma en que tu cuerpo te avisa que estás forzando demasiado, o en forma no adecuada, o con el equipo incorrecto, alguna de sus partes.  Procedería, así, por tu lado, un análisis de todo lo anterior, en relación con la parte afectada, para tratar de identificar y corregir el error cometido.  En este sentido, un mejor conocimiento de la anatomía y funcionamiento de nuestro organismo, sí que sería un regalo pertinente y útil que podrías hacerte a ti mismo (por si los Reyes no caen en este detalle).  Internet es una maravillosa herramienta para poner a tu alcance, a coste cero, toda la información que puedes necesitar  para ayudarte en este asunto.

Y el colmo de la sinrazón es la de aquellos "deportistas" que enmascaran con vendajes, pociones y pastillas todas las señales de aviso que el cuerpo intenta mandarles.  En lugar de tratar de identificar y solucionar el problema, lo que procuran es meter, cual avestruz, la cabeza en un agujero.  Algo así como si tapando el salpicadero de nuestro coche solucionásemos el problema que nos indica la luz de aviso de temperatura excesiva.  ¡Inteligente solución!  La cuestión es que a lo mejor podemos comprar un coche para sustituir al que nos carguemos, pero la sustitución del cuerpo, o de una de sus partes, es bastante más complicada.

En fin, que menos mirarnos la muñeca y más conocimiento y observación de nuestro cuerpo ... y más sensatez.  La marcha nórdica tiene, entre otras muchas, la gran ventaja de ser un deporte que, por lo equilibrado y racional que es, nos permite ver venir los problemas de lejos.  Los que hemos practicado otros deportes, sabemos que normalmente las lesiones no avisan (cuando las notas, ya no tienen remedio), y la "pájara" llega de pronto (un segundo estás bien, y al siguiente, te quieres morir).  En la marcha nórdica, las lesiones empiezan avisando con una leve molestia, y el agotamiento llega muy poco a poco.  Cumple, por tanto, estar atentos a estas señales, para poder corregir la situación antes de que sea irreversible.  Ya que este deporte nos ofrece esa oportunidad, aprovechémosla.

Y saquemos los bastones del paragüero, ... todos los días ... por favor.

domingo, 6 de enero de 2019

Iniciación a la marcha nórdica en Cartagena



El domingo, 20 de enero, de 08.30 a 13.30, tendremos un nuevo curso de iniciación a la marcha nórdica (el 1º de este año, 66º en total) en Cartagena, en el paseo de palmeras que hay junto al Parque de la Rosa, frente al EuroSpar (antiguo Upper), calle Juan Fernández https://www.google.es/maps/@37.620062,-0.9925477,15.5z . Tras esta sesión, mejorarás tu forma de andar, estarás en condiciones de empezar a utilizar correcta y satisfactoriamente los bastones, y adquirirás los conoci­mientos teórico-prácticos necesarios para auto-perfeccionar la técnica y aumentar sus beneficios. Si quieres asistir, lee, rellena, revisa y envía este formulario: https://goo.gl/forms/LLJzEJb8aGO2fWHx2

El curso es gratuito y abierto a no socios; los niños son muy bienvenidos, acompañados de un adulto responsable; sólo necesitas traer ropa cómoda, zapatillas de deporte (aconsejable guantes finos o de ciclismo, gorra y gafas para el sol) y dos bastones de marcha nórdica o de senderismo. Si no los tienes, el CExCartagena te los prestará para el curso. No se trata de una excursión sino de una actividad de aprendizaje práctico que, aún no siendo de gran intensidad física, no está exenta de riesgo de caídas y exige cierto esfuerzo. Si tienes alguna lesión cardíaca, o algún otro problema que pueda dificultar tu participación, consulta con tu médico antes de asistir.
Para resolver cualquier duda, contacta directamente conmigo,
José Antonio Pérez González (Piri) - 659657981 (nordicartagena@outlook.com).

jueves, 3 de enero de 2019

Nuevos bastones en Decathlon

Recomiendo siempre a mis alumnos, durante los cursos de iniciación, que se compren bastones extensibles de senderismo (con fiador de bucle de cinta acolchada) que, sujetándolos correctamente, permiten desarrollar una técnica perfecta de marcha nórdica, en cualquier entorno, sin el peligro inherente a los denominados como "específicos de marcha nórdica" (con fiador de guantelete), de que en caso de caída, al caer la mano sobre la empuñadura, nos podamos ocasionar una lesión carpiana grave.  En concreto, los Forclaz 500 Light (9.99€) de Decathlon o los Forclarz 500 Light Antishock (14,99€) son una buenísima opción, con excelente relación calidad/precio.

En caso de que quieran competir, les advierto de la absurda fijación de la FEDME en que se utilicen bastones específicos de marcha nórdica (más les valdría centrarse en exigir una técnica correcta), en cuyo caso les recomiendo que se compren unos de aluminio, con punta de carburo de tungsteno, con suelta rápida y ajustables en altura, y que no se gasten más de 50€.  Hasta ahora, Decathlon ha venido trabajando diversos modelos de Newfeel y otras marcas, de precios bastante ajustados, pero de longitud fija, algo poco recomendable en general, y nada recomendable para nuevos practicantes de este deporte.

Hoy, he descubierto, con gran alegría por mi parte, que por fin han comercializado unos bastones Newfeel con todas las características que recomiendo, incluido el ajuste en altura, y a un precio bastante ajustado (24,99€ el par, con las nuevas conteras amarillas).  Se trata de los Newfeel P120, que aparecen en la imagen adjunta.  Aunque no los he probado (me niego a comprar más bastones) la impresión, tras examinarlos detenidamente, es bastante favorable, y el riesgo inversor bastante asequible.  

Si alguien los prueba, ya me dirá. Yo sigo con mis Forclaz 500 light antishock, que me siguen yendo de lujo, después de más de 10.000 km. Pero lo importante es que, sean unos u otros, los saquemos del paragüero todos los días.

PD.-  No tengo ningún compromiso con Decathlon.  Recomiendo siempre lo que creo que es mejor para mis alumnos, buscando las opciones menos gravosas para sus bolsillos.  Feliz año.